Tips para elegir tus marcos

Todos queremos que nuestros lentes ópticos potencien nuestra imagen y sean acordes a nuestra personalidad y nuestro estilo. Por eso, antes de elegir nuestros marcos, tenemos que fijarnos en algunos detalles importantes, como la forma de nuestra cara o el color de pelo:
-Forma de nuestra cara:  

-Rostro ovalado:

Es una cara que tiene proporciones balanceadas y es más larga que ancha. Para mantener este equilibrio natural, los marcos deben ser del mismo ancho o más anchos que la parte más ancha de nuestra cara. De todos modos, casi todos los marcos les asientan, aunque deben considerar su complexión y color de pelo (ver más adelante). Por ejemplo:

 Rostro-rectangular:

    Cara alargada con un mentón cuadrado, mandíbula fuerte y nariz larga. Para ellos convienen los marcos cuadrados, que harán que se vea una cara más corta y balanceada. Los modelos muy decorados o contrastantes le agregarán ancho a la cara. Un puente bajo ayudará a reducir visualmente la nariz. Por ejemplo:

-Rostro triangular :

Frente ancha y el ancho de la cara se reduce hasta terminar en un mentón estrecho y redondeado. El marco debe minimizar el ancho de la parte superior por lo que se recomiendan los que son más anchos en la parte de abajo, que ponen acento en la parte inferior de la cara. Es conveniente también elegir colores claros, materiales ligeros, marcos pequeños en forma cuadrada o redonda o con los cristales al aire. Por ejemplo:

-Rostro cuadrado:Tiene mandíbula fuerte y frente amplia, con igual proporción en el ancho y el largo. La idea con ellos es suavizar los angulos del mentón cuadrado y hacer la cara más larga. Se aconsejan marcos estrechos, en especial los rendondeados y ovalados. Así se pondrá énfasis en los ojos y se alargará la nariz. Nunca usar monturas cuadradas. Por ejemplo:

-Rostro en forma de diamante: Es poco común y está definido por una frente estrecha, amplios pómulos y mentón estrecho. Usualmente son más estrechas en la línea de los ojos y en la línea de la mandíbula. Lo que se recomienda es acentuar los ojos, dando a esta área más amplitud y balanceando el rostro. Para esto son útiles los marcos que tienen detalles y líneas llamativos. También pueden servir los marcos con cristales al aire o de forma ovalada, que también destacan los ojos.
Por ejemplo:

-Rostro redondo: La cara circular con mejillas pronunciadas y mentón redondeado necesita un diseño que la haga aparecer más estrecha y alargada y amplíe la mirada. Se aconsejan los marcos rectangulares y estrechos, con un puente de color claro para dar énfasis a los ojos. Por ejemplo:

-Rostro piramidal: Es poco frecuente, con una frente estrecha, que se ensancha en las mejillas y el mentón. La idea en este caso es destacar el tercio superior del rostro. Para ello son apropiados los marcos que tienen detalles en la mitad superior o con colores fuertes. Por ejemplo:

-Color de pelo: Es importante considerarlo al elegir los marcos.
  • Rubio: Colores pasteles o marcos transparentes, para no saturar la cara.
  • Negro o castaño: Colores más dramáticos.
   

Fuentes:

http://www.opticsetc.com/

http://www.visionexpress.com/

http://www.dragoart.com/

  • No comments yet.

    Deja un comentario